Viendo

África

Ngorongoro

Cráter del Ngorongoro: Con vistas al Edén

El cráter del Ngorongoro, en tanzania, concentra una diversidad de vida salvaje africana única y permanente, ajena a las migraciones. los “lodges” situados en la cornisa del cráter permiten disfrutar de momentos realmente inolvidables, de los amaneceres y atardeceres más impactantes de una vida.

sudafrica

Reservas privadas sudafricanas: Vivir la gran aventura

Soñar, viajar, amar… La vida y la muerte conviven en LA visión CINEMATOGRÁFICA Y LITERARIA de África. Un mundo de ensueño en un entorno que nunca parece hostil. los “lodges” de las reservas sudafricanas, con el parque kruger a la cabeza, reviven con fuerza la moda de los safaris, Con innovaciones en las actividades “outdoor”, en servicios y en comodidades.

Campo de golf diseñado por Jack Nicklaus en el Pearl Valley Golf, a 60 kilómetros de Ciudad del Cabo.

Viñedos de El Cabo: La Sudáfrica hedonista

Cada país posee un tópico, un símbolo, una imagen de postal a la que el viajero se aferra antes de comprar los billetes. Sudáfrica es sinónimo de safaris, tiburones blancos, surferos… y el gol de Iniesta. Pero entre toda esta galería de imágenes hay una que suele quedar al margen: los viñedos, con hoteles que regalan una experiencia enológica única.

La cadena &Beyond tiene dos campamentos en el Mara: Tembo y Bateleur.

Tiendas en el Masai Mara: Acampada en la sabana

Los campamentos son la mejor ubicación para disfrutar del espectáculo diario que supone la llegada de la fauna salvaje a las orillas del Mara. También cuentan con vistas a otro grandioso espectáculo, el cielo de África y sus tres momentos mágicos: amanecer, atardecer y cuando se cubre, cada noche, de estrellas.

La Mamounia.

Las mil y una noches: Palacios y Riads de Marruecos

Aroma a especias, dátiles, dulces con miel, un té a la menta. Marruecos es una explosión de color y sabor, un país de sorpresas que aguardan al viajero ocultas entre las calles de cualquier medina. Sus principales ciudades tienen unos hoteles fastuosos, pero también pequeños palacios con encanto para dejarse imbuir por lo más exótico de su cultura ancestral.

El Royal Livingstone, a orillas del Zambeze.

Junto a las Cataratas: Un despertar inolvidable

Unos pocos hoteles del mundo tienen el privilegio de ofrecer a sus huéspedes la visión espectacular y única de unas cataratas impresionantes o de unas cascadas grandes y fragorosas. Esta es una selección de los que encuentran junto a las cataratas y slatos de agua más famosos del mundo.

El Sheraton Luxor Resort ofrece a sus clientes cruceros a vela.

Junto al Nilo: En casa del faraón

La historia de Egipto está íntimamente ligada al devenir del río más importante de África, el Nilo. En sus márgenes, ciudades, templos y tumbas permiten soñar con tiempos de esplendor pasado, que se pueden revivir también en antiguos palacios y hoteles convertidos en auténticos monumentos, además de la experiencia de pasar la noche a bordo de un crucero .

El Índico alberga grandes hoteles como The Palm.

Islas del Índico: Mil caras para soñar

El Índico tiene mil caras. la de paraíso de postal, con palmeras dobladas sobre arena blanca y aguas turquesa. la más genuina, que confina en una sola isla una flora, fauna y paisaje sin igual. la que se esconde a una altitud bajo cero, puramente acuático. y la que sirve de perfecto escenario para hoteles donde perderse.